Los dobermans y los niños

¿Has oído historias de horror acerca de los dobermans y los niños? Bueno, puedes tranquilizarte con el hecho de que el doberman medio es un perro extremadamente protector. Puedes encontrar casos excepcionales, en los que un perro sufre de problemas de conducta y no le gustan los niños, pero esto puede existir en cualquier raza de perro, o gato, para el caso. Un doberman va a considerar a los niños como cachorros de la manada, sabe lo valiosos que son para la manada, y es por eso que van a proteger a los niños de la familia.

7875130Es por eso que, un doberman se acerca al mejor perro de guardia que puedes tener para tus hijos, especialmente cuando existe la posibilidad de estar cerca de extraños que puedan causar daño.

Instinto de protección. El instinto de protección de un doberman está muy desarrollado. Es por eso que es considerado como una de las mejores razas de perros de guardia para tu hijo. Sin embargo, existe un inconveniente en esta protección. El doberman puede atacar a cualquier familiar o amigo, que pase cerca del niño, pues puede tener la impresión de que la persona es potencialmente peligrosa.

Cualquier pariente riendo a carcajadas, con un espectáculo de dientes en frente del niño, puede desencadenar este tipo de comportamiento protector en tu Doberman. Mostrar los dientes significa que el niño está siendo amenazado por el ser humano adulto. Es por eso que necesitas para ser el alfa de la manada, y ser capaz de controlar al doberman de atacar al conocido, amigo o pariente.

Tu doberman también puede sentir que el niño está siendo amenazado en estas circunstancias:

  • Jugando al caballo con un niño corriendo gritando con otro niño a cuestas.
  • Un niño que está siendo levantado por un adulto.
  • Un niño que está siendo abordado por un adulto y está mostrando afecto en una forma física. Los abrazos y besos pueden ser la forma humana de demostrar afecto a un niño amado, pero si la actividad se lleva a cabo por una persona que el doberman no reconoce como un miembro inmediato de la manada, va a atacar y proteger al “cachorro”.

Estos son sólo algunos de los casos en los que la “niñera” doberman va a reaccionar de una manera instintiva y agresiva hacia el supuesto “agresor”.  Sin embargo, si el doberman se incluye estos juegos desde que es un cachorro, va a entender que esto es parte de un comportamiento de manada humana. De la misma manera, es necesario “introducirle” sus conocidos para que entienda que estas personas también son parte de la familia.

Mejor raza para ser un perro “niñera”. Un Doberman es, básicamente, un perro constante y confiable. Sin embargo, tiene un instinto de protección que le dice “ataca ahora y piensa después”, sobre todo cuando ve que el cachorro está amenazado por algo. Eso puede ser bueno en esas ocasiones en las que su hijo realmente necesita la protección de un peligro, o se encuentra en circunstancias potencialmente dañinas.

Así que ahora que sabes que un doberman bien entrenado se acerca a la mejor niñera, puedes querer elejir para tus hijos a un doberman, para protegerlos del daño y el peligro.

libro ¿Te diviertes con tu perro?

... descarga gratuitamente nuestro ebook: "20 trucos para perros" y multiplica esa diverción por veinte.

¿Qué estás esperando?... ¡ES GRATIS!